fbpx

The King of Staten Island

Artículo

Judd Apatow sorprende con la complejidad dramática de su nueva película

Hace 1 mes
Por

El cierre de las salas de cines por tiempo indeterminado en gran parte del mundo no nos ha privado de disfrutar de varios filmes que comienzan a ganar terreno en nuestro boca a boca moderno que son las redes sociales. Al igual que Spike Lee, el padre de la Nueva Comedia Americana también vio a su más reciente proyecto estrenarse vía streaming y conseguir no solo la aprobación de la crítica especializada sino de aquellos espectadores familiarizados con su filmografía que hace rato esperaban ver algo distinto. Estamos hablando de The King of Staten Island, la comedia dramática dirigida por Judd Apatow y protagonizada por el joven comediante Pete Davidson.

https://www.youtube.com/watch?v=azkVr0VUSTA

Si bien a fines de siglo pasado el cineasta logró conquistar el corazón de los millennials con la serie Freaks & Geeks– el coming of age definitivo de la televisión- y luego con comedias puramente autorales como Ligeramente Embarazada y Virgen a los 40, en donde se ilustra con honestidad el arquetipo masculino de Peter Pan, esta es la primera vez en la que Apatow elige contar la historia de un adolescente tardío perteneciente a esta primera generación de nativos digitales. En esta oportunidad, el director y productor decide exponer lo pesaroso que resulta intentar encajar en las expectativas y mandatos sociales a través de un personaje cuasibiográfico que demuestra la complejidad de estos niños-hombres que caracterizan su cine.

Crédito: Mary Cybulski/Universal Pictures

The King of Staten Island nos presenta a Scott (Davidson), un chico de 24 años que desea dedicarse al mundo de los tatuajes. Mientras su hermana menor Claire (interpretada por Maude Apatow) se prepara para ir a la universidad, Scott, que nunca terminó el secundario, pasa sus días fumando marihuana y viendo películas con sus amigos en el sótano de su casa. Sin apuro y con anhelos de difícil realización (el joven pretende abrir un restaurante que sirva además como salón de tatuajes), el protagonista debe lidiar con la presión de su entorno para que siente cabeza y consiga un trabajo. Su vida cotidiana toma un giro cuando su madre, Margie (Marisa Tomei), comienza a salir con un bombero ocasionando los celos de Scott, quien aún no puede superar la trágica muerte de su padre fallecido en servicio en un incendio cuando él apenas tenía siete años.

En principio, es importante aclarar que la película toma muchos aspectos de la vida de Pete Davidson, co-escritor del guion junto a Apatow y también originario de Staten Island. Es de público conocimiento que el padre del joven humorista de Saturday Night Live murió mientras trabajaba como bombero en el fatídico 11 de septiembre de 2001. Al igual que Scott, quien menciona que sufre de trastorno de déficit de atención, el actor también padece de ciertos trastornos mentales y adicciones así como también la enfermedad intestinal de Crohn, que tiene lugar en el filme y para la cual consume marihuana de forma medicinal. De esta manera, The King of Staten Island se abre paso borrando las lineas entre la ficción y la realidad en un relato catártico que resulta muy natural y fresco en su interpretación.

Foto: Mary Cybulski / Universal Pictur - © 2020 UNIVERSAL STUDIOS. All Rights Reserved.

La figura del padre ausente, totalmente idealizado, que cuenta hasta con su propio santuario dentro del living familiar, sin duda tiene un fuerte peso en el estancamiento de Scott. Se trata de un modelo masculino heroico que nunca va poder alcanzar y que lo lleva de regreso a un lugar infantil y frágil, en donde no le queda más que depender de otros. En este sentido, el personaje del Ray (el novio bombero de la madre interpretado por Bill Burr), juega un rol interesante cuando Scott empieza a descubrir sus falencias como padre y su vida poco organizada. El equipo de bomberos ex colegas de su padre, en donde brilla Steve Buscemi con sus pequeñas apariciones, también ayuda a Scott a humanizar a aquella figura paterna que poco recuerda y poder así bajarlo del pedestal.

Lo que hace verdaderamente interesante a The King of Staten Island es la manera en que Apatow decide relatar el día a día de este niño-hombre sin recurrir a las típicas situaciones hilarantes, personajes absurdos o referencias a la cultura pop. Esta claro que acá no hay un Seth Rogen ni un Jonah Hill haciendo chistes sobre tetas con sus amigos. En su nuevo filme, Apatow revela que el camino hacia lo que algunos denominan como “madurez” no siempre es el mismo y que cada uno sigue su propio ritmo. Un proceso intenso de aprendizaje en el que Scott debe hacerse cargo de lo que quiere, salir de su zona de confort y enfrentarse al miedo a perder, que es lo que en definitiva termina paralizándolo.

Foto: Mary Cybulski / Universal Pictur - © 2020 UNIVERSAL STUDIOS. All Rights Reserved.

The King of Staten Island es quizá el filme con más profundidad psicológica dentro de la carrera de Judd Apatow. La actuación tan genuina de Davidson demuestra una vez más aquel sexto sentido del director a la hora de dar a conocer jóvenes talentos, acompañado por supuesto de unos secundarios que incentivan aún más ganas de zambullirse en esos mundillos urbanos de clase trabajadora que destilan solidaridad y camaradería. Una película madura, con un perfecto equilibro entre la comedia y el drama ligero y cuyas dos horas y monedas de duración apenas se sienten. Ideal para ver y reflexionar más de una vez.

Más sobre
esta película

The King of Staten Island

  • Géneros
  • Comedia
  • Drama
  • Actores
  • Pete Davidson
  • Marisa Tomei
  • Pamela Adlon
  • Año de inicio
  • 2020
Ver ficha de la película

Califica esta película

The King of Staten Island (2020)

Continuar leyendo

Hoy