Killer Inside: The Mind of Aaron Hernandez

Artículo

La que no te cuenta la serie documental sobre el asesino y ex estrella de la NFL

Hace 12 meses
Por

La caída de Aaron Hernandez de estrella de fútbol a asesino convicto es uno de los casos más notorios que surgiron no solo de la NFL, sino del mundo del deporte en general. En 2015, el ex ala cerrada de los New England Patriots fue condenado por asesinar a Odin Lloyd, un jugador de fútbol semi-profesional que era el novio de la hermana de la prometida de Hernandez. Dos años más tarde, Hernandez, de 27 años, se ahorcó en la celda de su prisión, días después de ser absuelto de un doble homicidio por separado.

Una nueva serie documental de Netflix titulada Killer Inside: The Mind of Aaron Hernandez explora la vida tumultuosa del jugador de fútbol, ​​investigando las fuerzas en su vida que podrían haberlo llevado a la violencia. 

https://www.youtube.com/watch?v=QQoJTfkOnPg

La serie, una extensión del documental de 2018 del director Geno McDermott  titulado My Perfect World: The Aaron Hernandez Story (2018), busca comprender quién fue Hernández más allá de los titulares que rastrearon su dramático ascenso y caída dentro de la NFL. Combinando imágenes de noticias, imágenes de entrenamientos, entrevistas con amigos y ex compañeros de equipo y grabaciones de llamadas telefónicas que Hernández hizo desde la prisión, la serie de tres partes, lanzada el mes pasado de Enero de 2020, argumenta que varios factores contribuyeron al comportamiento de Hernández. El principal de ellos era una vida hogareña problemática, la inesperada muerte de su padre dominante y, según algunos que lo conocían, presión para ocultar que supuestamente era homosexual. Tras la muerte de Hernandez, un estudio del cerebro del ex futbolista descubrió que sufría el peor caso de encefalopatía traumática crónica (CTE, sus siglas en inglés por Chronic Traumatic Encephalopathy) que los médicos habían encontrado en una persona de su edad. Los médicos dijeron que el daño habría afectado el control de impulsos y el juicio de Hernandez. Una enfermedad altamente prevalente entre los jugadores de fútbol, la ​​CTE se ha descubierto postmortem en varios ex jugadores de la NFL, incluidos algunos que exhibieron un comportamiento violento e irracional hacia el final de sus vidas.

Fuente: Netflix

Killer Inside: The Mind of Aaron Hernandez comienza con imágenes del arresto de Hernandez en 2013 en relación con el asesinato de Lloyd, antes de sumergirse en la vida temprana del jugador de fútbol que creció en Bristol, Connecticut. La familia Hernandez era “conocida como una familia deportiva”, dice Tim Sansoucie, el padre de Dennis Sansoucie, un compañero de equipo de fútbol de la escuela secundaria que perjura haber sido amante de Hernandez. El difunto padre de Hernandez, Dennis Hernandez, una estrella del fútbol por derecho propio, no profesional, era conocido como El Rey, dice Sansoucie, controlando también a su familia para que sus hijos se convirtieran en atletas. Las personas que conocieron a la familia Hernandez y son entrevistadas en la docuserie y dicen que Dennis Hernandez era violento, y que la violencia doméstica estaba incrustada en su vida familiar. Como lo muestra la serie a través de los recuerdos de amigos de la familia, la vida personal de Hernandez comenzó a desmoronarse después de la muerte de su padre en 2006. A pesar de la violencia que supuestamente sufrió, según la serie, Hernandez admiró siempre a su padre por su disciplina y su sentido de estabilidad. Eso se evaporó después de la muerte de Dennis, contribuyendo al eventual giro de Hernandez hacia el comportamiento criminal y el uso de drogas mientras todavía estaba en la escuela secundaria, argumenta el documental. El fútbol se convirtió en una forma para que Hernandez pudiera hacer frente, brillar y ocultar aspectos de su verdadero yo.

Dennis Sansoucie, quien comparte que finalmente se comunicó con su padre después de la muerte de Hernandez, dice que la atmósfera machista asociada con el fútbol les permitió a él y a Hernandez ocultar que eran homosexuales. Los rumores sobre la sexualidad de Hernandez se hicieron públicos en 2017. Dos días antes de que Hernandez se suicidara, la periodista Michele McPhee, que había estado investigando su sexualidad como un posible motivo para el asesinato de Lloyd, comenzó a divulgar el rumor en un programa de radio deportivo de Boston. Después de la muerte de Hernandez, apareció un artículo de McPhee en Newsweek que decía que su vida sexual estaba siendo investigada como un motivo potencial.

Fuente: Netflix

El padre de Hernandez había dejado en claro que no toleraría tener un hijo homosexual, dice Sansoucie, obligándolo a ocultar esa parte de sí mismo. Si bien el documental no sugiere que las acciones de Hernandez puedan ser disculpadas por el dolor de ocultar ese secreto, la serie plantea la cuestión de cómo el destino de Hernandez podría haber resultado diferente, si hubiera sido abierto sobre su sexualidad. Las entrevistas en el documental con Sansoucie, así como con el ex tackle ofensivo de los Patriots, Ryan O’Callaghan, quien escondió que era homosexual mientras jugaba al fútbol profesional y salió a la luz pública en 2017, subrayan la idea de que el deporte no ofreció vías claras para que los jugadores se abran y lleven con orgullo su sexualidad gay.

Hernandez dejó la escuela secundaria temprano para jugar para la Universidad de Florida en 2007, rompiendo la tradición familiar de asistir y jugar para la Universidad de Connecticut, donde, según el documental, el jugador de fútbol enmascaró hábilmente una doble vida usando su privilegio como atleta estrella . Se alega que Hernandez golpeó al gerente de un bar que trató de darle su factura; el gerente no presentó cargos, probablemente debido al estatus de celebridad que se les otorgaba a los jugadores de fútbol. Hernandez también estuvo vinculado a un doble tiroteo en 2007 en Gainesville, Florida, aunque no enfrentó cargos.

Fuente: Netflix

Hernandez fue reclutado por los Patriots en 2010, elegido en una ronda más baja de lo esperado debido a las preocupaciones sobre su madurez, lo que lo llevó de regreso al área de Bristol, a acercarse a un grupo de amigos que anteriormente habían alentado algunos de los malos juicios de Hernandez. El documental muestra que los patrones que Hernandez desarrolló en Florida, como jugar al fútbol con éxito durante el día y luego pasar su tiempo libre con amigos con mal comportamiento, continuaron en New England.

Hernandez se convirtió en sospechoso en el doble asesinato en 2012 de Daniel de Abreu y Safiro Furtado y luego fue acusado en el caso (fue absuelto en 2017). Hernandez fue acusado de matar a los hombres después que uno de ellos derramó un trago sobre él en un club nocturno de Boston en 2012. El caso se basó en gran medida en el testimonio de Alexander Bradley, un amigo de Hernandez que luego dijo que el jugador de fútbol le disparó en la cara en un intento de mantenerlo en silencio sobre el doble homicidio. José Báez, un famoso abogado conocido por representar al sospechoso de asesinato absuelto Casey Anthony, defendió a Hernandez y contradijo el testimonio de Bradley con evidencia fotográfica.

Fuente: Netflix

El 17 de Junio de 2013, Hernandez mató a Lloyd, una persona que, a todas luces, había considerado un amigo. No se determinó el motivo real del asesinato de Lloyd, aparte de que los fiscales dijeron que había ocurrido algo que constituía una violación de la confianza entre los dos hombres.

En conjunto, las imágenes y las entrevistas recopiladas en Killer Inside: The Mind of Aaron Hernandez muestran a Hernandez como un hombre perseguido por la oscuridad, mucho antes de que matara a Lloyd. Sugiere que quizás sin las fuerzas combinadas de la cultura agresiva y machista de la NFL, el daño cerebral causado por una carrera en el fútbol profesional y los amigos y familiares que alentaron sus peores tendencias, Hernandez podría haber tomado un camino diferente. En ese sentido, Killer Inside: The Mind of Aaron Hernandez oculta lo más clave de la cuestión: por más que quieran explicarlo para encontrar un patrón o para que el negocio del fútbol americano sea revisado una y otra vez, el físico de la víctima no respira más, y muchas veces hay que dejar de buscarle la quinta pata al gato.

Más sobre
esta serie

Killer Inside: The Mind of Aaron Hernandez

  • Emisión
  • Netflix
  • Géneros
  • Documental
  • Año de inicio
  • 2020
Ver ficha de la serie

Hoy