Monarca

4.4Artículo

La segunda temporada vuelve con los mismos clichés

Hace 3 meses
Por

En 2019, y con el respaldo de la actriz y productora Salma Hayek, Monarca se convirtió en uno de los contenidos en español más exitosos de Netflix. La historia de la familia Carranza y su lucha de poder atrapó a la audiencia que vio en ella una evolución en la trama y en la manufactura de series mexicanas.

Ciertamente, esta producción se destacó primero por su fotografía, la cual se podría comparar con shows producidos por cadenas como NBC o ABC, pero aún muy lejos de la calidad que muestra Showtime, HBO o la misma Netflix con series como The Crown o Dark. Pero su historia, si bien ya vista miles de veces, sigue siendo interesante pese a tener un dejo telenovelesco que no la hacía poder despegar completamente como una serie en forma.

https://www.youtube.com/watch?v=mtKllbOIo0I

Con el estreno de su segunda entrega, existían esperanzas de mejorar esos pequeños detalles y volverla una producción más sólida. Desafortunadamente, la producción tomó un camino distinto y decidieron apostar por más de lo ya visto para lograr un resultado semejante o incluso mayor éxito a través de los mismos vicios que nos da la primera entrega.

Desde sus primeros minutos, los escritores dejan claro que no van a resolver ciertas tramas dejando a la imaginación lo que suceda con cada uno de los personajes. Tal es el caso del arresto de Ana María Carranza (Irene Azuela), cliffhanger que nos deja el final de la primera entrega: los nuevos episodios comienzan un par de días después de ese suceso, al mismo que vuelven minutos después para anunciar que todo fue un mal entendido y no explicar un porqué.

Crédito: Netflix

La serie avanza rápido para mostrar la llegada de Sofía Carranza, la prima de los hermanos Carranza Dávila, la cual regresa a la Ciudad de México para el velorio de su padre Agustín. Su presencia desata una lucha de poder entre los Carranza por comprar las acciones de la empresa, al mismo tiempo que ella descubre que existe un secreto con la muerte de su padre, por lo cual decide tomar venganza contra quien resulte responsable.

Fernanda Castillo, actriz que interpreta a Sofía, impone con su presencia, y no solo por su deslumbrante belleza y porte, sino por su mesurada actuación que le da a su personaje ese carácter de mujer empoderada, pero el poco desarrollo que existe en su rol la deja fuera de juego, haciendo que su inclusión a la trama termine por no tener el valor y peso necesario que el recorrido prometía.

Crédito: Netflix

En cuanto a los tres protagonistas originales, cada uno parece tener un retroceso claro de la evolución que se dio en la primera entrega. Ana María, la menor de los Carranza, vuelve a convertirse en una mujer con dudas, ingenua de lo que sucede, dejando de lado todo el conocimiento que adquirió. La lucha de Andrés (Osvaldo Benavides) por convertirse en un hombre libre y sin ataduras no llega, e incluso se olvida en el camino de la vulnerabilidad que tenía el personaje al no aceptar su sexualidad. Mientras, Joaquín (Juan Manuel Bernal) se llega a mantener como el personaje más fiel a su esencia, pero al mismo tiempo no aporta la malicia necesaria que lo caracterizaba.

Fuente: Ana Cristina Blumenkron/Netflix

En resumen, la segunda temporada de Monarca retrocede en la construcción de la trama general, se sostiene en los clichés de un melodrama y no aporta nada nuevo a la historia de lucha de poder y venganza que tiene esta familia. Por supuesto que existe la posibilidad de una tercera entrega, se nota con ese final abierto, pero al mismo tiempo se deja en claro que volverá a cometer las misma fallas con tal de cumplir para el público menos exigente que disfruta de este tipo de recorridos.

Más sobre
esta serie

Monarca

4.4
  • Emisión
  • Netflix
  • Géneros
  • Drama
  • Actores
  • Irene Azuela
  • Juan Manuel Bernal
  • Osvaldo Benavides
  • Alejandra Toussaint
  • Gabriela de la Garza
  • Año de inicio
  • 2019
Ver ficha de la serie

Califica esta serie

Monarca (2019)

Continuar leyendo

Hoy