#GameOfThrones Recap

The Spoils of War

Es bastante triste darse cuenta que estamos cerca del final de la temporada, sólo nos quedan tres capítulos del séptimo año de Game Of Thrones y estamos en el punto más alto de la serie. Cada capítulo que pasa hace que nos olvidemos del anterior, que aunque fue muy bueno, ahora nos dieron uno mucho mejor, lleno de emociones, reencuentros, batallas e ilusiones para con lo que nos encontraremos en el futuro cercano.

Lo importante comienza en Desembarco del Rey con la charla entre Tycho Nestoris y Cersei, (Tycho es Mark Gatiss) él le cuenta que están todos muy entusiasmados en el Banco de Hierro porque nunca se les había pagado la totalidad de una deuda como los Lannister lo harían. Esto es necesario porque le dio a entender que si el oro no llega, ellos se van a ir y la semana pasada, le dejó muy en claro que ellos irían con el mejor postor.

A pesar de haber sido derrotada en sus primeros dos encuentros, Dany acaba de dar un paso muy importante en la carrera por el Trono de Hierro. La pregunta ahora es si bajara al Sur o seguirá hacia el Norte para ganar la gran guerra.

Antes de hablar de esta última batalla tenemos que comentar algunos momentos en el episodio que la llevaron a ese lugar. Estamos en un punto muy importante para la relación de Dany y Jon, ellos confían en el otro, pero el Rey del Norte debe dar un paso más para poder garantizar fuego en la guerra con los White Walkers. Ellos tienen esta conversación en la cueva, en la que él le da a entender que lo que contó es real y ella le cree. El tema es que le promete que luchará por él, sólo si dobla la rodilla y ahora Jon tiene que tomar una decisión.

Luego de esta charla, Daenerys le demuestra a Jon que confía en él preguntándole qué haría si estuviese en su lugar y el Rey del Norte le dice todo lo que nosotros le diríamos. Si ella toma Desembarco del Rey con fuego, no quedaría nadie vivo. Ya vimos lo que le hace el fuego de dragón a la gente y eso no es lo que queremos. Ella tiene que demostrar que es diferente a los Targaryen que ya gobernaron y la única manera de hacerlo es ganando las batallas que tiene que ganar sin lastimar a gente inocente.

Igual, todas las charlas que tuvieron tomaron más importancia luego del encuentro entre Missandei, Jon y Davos. Ella les explicó por qué los Inmaculados, Dothrakis y demás personas que vinieron de Essos, siguen estando con Daenerys. La Madre de los Dragones les dio libertad, una vida y ahora harán lo imposible para devolverles el favor, luchando por ella y muriendo si es que deben hacerlo. Pero no lo hacen porque deben, lo hacen porque quiere y porque creen en su Reina.

Entonces, esta conversación fue extremadamente importante, ya que sumando a todo lo demás que pasó en este episodio, le hizo entender a Jon que debe arrodillarse, porque Daenerys no es cómo su padre, no es como Cersei o cualquier otro gobernante. Ella tiene un código moral muy parecido al de él y si se arrodilla, se garantiza tres dragones, el ejército más grande del continente, dragon glass y la promesa de “pelearé por ti, pelearé por el Norte”

El encuentro con Theon es bastante irrelevante, pero hay que comentarlo. Era obvia la actitud que Jon tendría al verlo porque a pesar de todo, él ayudó a Sansa a escapar y es muy agradecido por eso. ¿No les parece que Jon es el “hijo” de Ned más parecido a su padre? Tiene su misma actitud, honor y bondad. Pero tuvo tres hijos más y ahora están juntos en casa, diferentes, pero juntos.

En el Norte tuvimos la primera charla entre Bran y Littlefinger, fue un gran momento, porque aunque quiso quedar bien, se terminó dando cuenta que el niño que tiene enfrente no es el mismo que se fue de Winterfell algunos años atrás. Bran gracias al “chaos is a ladder” le dejó muy en claro que sabe todo lo que hizo y que debería andar con cuidado.

También tuvimos otro de los reencuentros más esperados porque Arya decidió volver a casa. Seguramente hubiese sido más lindo tenerlo a Jon con ellos, pero me alegra mucho verla sonreír dos veces en el mismo episodio. Si bien cambió y Sansa notó eso, sigue estando ahí dentro la Arya Stark que tanto queremos, sino ni siquiera se hubiese tomado el trabajo de volver.

Bueno, hablemos del final del capítulo. Esta secuencia de guerra fue una de las más intensas que tuvimos, la batalla estuvo muy bien filmada, tuvo hasta un plano secuencia de Bronn bastante parecido al de Jon en “The Battle of the Bastards”, a Jaime viendo a Drogon por primera vez y a Tyrion a pasos de distancia de su hermano. Todo eso cerró con el episodio más corto de la serie y ahora necesitamos que sea la semana que viene YA.

Lo primero de lo que tenemos que hablar es de las caras de Jaime y el resto de los soldados. Es la primera vez que ven un dragón y arriba de él estaba la reina. Los sobrevivientes de esta batalla cantarán canciones sobre la Madre de los Dragones montada en su “hijo” destruyendo al ejército Lannister. Además, como dije en el principio del recap, esta es la batalla más importante que tuvieron hasta el momento y Daenerys la ganó.

Obviamente tenemos que especular sobre Jaime Lannister y yo no creo que haya muerto. ¿Es complicado sobrevivir al agua con una armadura puesta? Sí, pero también es posible rescatarlo, alguien tiene que meterse y sacarlo. Además, sabiendo que Tyrion estaba viendo todo, seguro mandará a alguien a que lo saque. El tema es que si sobrevive, Daenerys no estará muy feliz al ver al hombre que mató a su padre y casi la mata a ella. Así que no sé qué le conviene…

¿Quieres comentar algo? Te esperamos en el área de debate aquí debajo. Si no te quieres perder nada de lo nuevo dale me gusta a nuestro perfil de Facebook y si quieres debatir en vivo las series con nosotros síguenos en Twitter.

Participa del debate