Notice: Uninitialized string offset: 0 in /var/www/html/wp-content/themes/its-spoiler-time-2019/header.php on line 190 Notice: Trying to get property 'name' of non-object in /var/www/html/wp-content/themes/its-spoiler-time-2019/header.php on line 190 Notice: Undefined variable: data_tipo in /var/www/html/wp-content/themes/its-spoiler-time-2019/header.php on line 203

The Redeem Team agiganta el legado del deporte argentino

Hace 4 meses
Por

The Redeem Team se presenta como un documental dedicado a uno de los equipos más importantes en la historia de Estados Unidos, no solo en el baloncesto, sino en el deporte en general. Pero en realidad lo que hace es agigantar la hazaña argentina en los Juegos Olímpicos de Atenas 2004.

El nuevo documental deportivo de Netflix es muy bueno, como suele ser el caso con las producciones de este estilo en la plataforma, pero si bien se enfoca en la redención de los jugadores de la NBA en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008, lo que más resalta es la importancia de ese evento en la historia argentina. No solo por los elogios que recibe el equipo argentino, sino también por las excusas que ponen.

https://www.youtube.com/watch?v=UMmfRJdPPoE

Cuando el documental llega a la parte donde debe contar la derrota del equipo de Estados Unidos contra Argentina en Atenas, se encargan de poner una decena de excusas de por qué perdieron contra Manu Ginobili y compañía. Si, LeBron James, Carmelo Anthony y Dwayne Wade los halagan diciendo que jugaban al básquet de la manera correcta, que se conocían de memoria, que los vapulearon, pero también mienten un poquito para salvarse a ellos mismos.

Si bien es cierto que Kobe Bryant, Shaquille O’neal, Kevin Garnett y Jason Kidd estuvieron ausentes, el equipo que presentó Estados Unidos era inmensamente superior al resto de las selecciones y llegaban como favoritos a llevarse la medalla dorada por un amplio margen. Era casi un hecho que lo harían.

https://www.youtube.com/watch?v=sMmI8l59ljg

En la temporada de la NBA previa a los Juegos Olímpicos, Tim Duncan fue segundo en votos como el Jugador Más Valioso de la temporada regular y se declaró el MVP y Finals MVP en 2002-03. LeBron James y Carmelo Anthony también recibieron votos para llevarse el premio de MVP en 03-04. De hecho, Bron fue nombrado Rookie del Año, y tanto él como Wade y Melo formaron parte del quinteto ideal de novatos en la temporada 2003-04.

Allen Iverson era un All-Star y considerado uno de los mejores 5 jugadores de la liga en ese momento; Marbury era el mejor de los New York Knicks y la temporada anterior fue un All-Star; Odom lideró en puntos a los Miami Heat en 03-04 y se lo consideraba uno de los jóvenes con más futuros de la NBA; Marion fue un All-Star en 02-03 y era uno de los dos mejores jugadores de Phoenix; Boozer, detrás de James, fue quien más puntos anotó en Cleveland esa temporada; Jefferson lideró en puntos a los Nets. Todos promediaron más de 15 puntos por partido en esa misma temporada.

https://www.youtube.com/watch?v=K5PFNpiP5aY

Esta falacia de que Estados Unidos tenía un mal equipo y de que esa fue la única razón por la que Argentina se llevó el oro en Atenas es de la que también se agarran los españoles, quienes nunca pudieron llevarse la medalla del primer puesto en los Juegos Olímpicos de baloncesto.

Tras la victoria ante Estados Unidos en Atenas, las principales selecciones de baloncesto estuvieron obsesionadas con Argentina los años siguientes. Los escuchamos a Kobe, LeBron, Wade y compañía hablar de cómo el partido en 2008 era el más importante para ellos y que se habían preparado mentalmente durante años para ese encuentro. Mientras tanto, España, quienes se sentían superiores, no querían que el equipo argentino sea el único en arrebatarle la medalla dorada a EE. UU.

https://www.youtube.com/watch?v=jZY5cZWGWKE

El triunfo de Argentina en Atenas no solo es uno de los hitos más importantes en la historia del deporte argentino, también revolucionó a la NBA para siempre. Estados Unidos debió formar su selección más talentosa de la historia para poder llevarse la medalla dorada en 2008, y justamente en esos Juegos Olímpicos de Pekín fue cuando comenzó a desarrollarse la idea de una unión entre James, Wade y Bosh (o Anthony), la cual se haría realidad en 2010 y cambiaría la liga de forma radical.

Estados Unidos, que posee la liga más importante de baloncesto y a los jugadores más talentosos del deporte, debió cambiar por completo su filosofía y su manera de ver el juego porque Ginobili, Scola, Nocioni, Montecchia, Herrmann, Oberto, Wolkowyski, Sánchez y Fernández les dieron una lección histórica.

Continuar leyendo

Hoy

Suscribirse