¿Por qué todo mundo está hablando de Bebé Reno y por qué deberías verla? - Spoiler Time

¿Por qué todo mundo está hablando de Bebé Reno y por qué deberías verla?

Imagen principal de la nota
Baby Reindeer es perturbadora y cautivante, ya que en su historia de acoso, esconde el dolor de su protagonista.

No sé cuantas veces he escrito, en este mismo medio, la razón del éxito de Netflix frente a otras plataformas. Algunas cuantas que podría decirse que soy un embajador de la marca, y ojalá así fuera porque al menos recibiría una remuneración. Pero no, ese no el caso. Cada cierto tiempo, la plataforma reina del streaming se anota un éxito que llega desde las sombras y que incluso podría asegurar que en muchas ocasiones ni ellos están tan conscientes de lo que podría pasar.

Y es que hay dos claves para ello, y no, no creo que la publicidad sea una de ellas, aunque a nadie le hace mal un empujón a través de esa forma de difusión. Netflix ha encontrado su gran éxito en haber logrado ser la plataforma que se metió en la psique popular, es decir su nombre cobró tanta relevancia que se volvió en el término que todos usan para referirse a una plataforma de streaming, algo similar a lo que los papás, al menos los míos, se referían ‘al Nintendo para nombrar a cualquier consola de videojuegos, aunque esta fuese Xbox o PlayStation.

Mientras que en segundo lugar su éxito radica en algo que a la vez también puede volverse perjudicial en algún momento: el maldito algoritmo. Como en cualquier plataforma que usamos en internet estamos sujetos a este conjunto de instrucciones que a través de la alimentación de lo que consumimos a diario nos va recomendado contenido a fin con lo que podría gustarnos, o en su caso lo que un servicio quiere que veamos.

Crédito: Ed Miller/Netflix

Bebé Reno, por sí solo, no tiene un título que despierte algo como espectador. Personalmente, en algún momento pensé que se trataba de una serie dentro del mismo universo de Sweet Tooth, o incluso una especia de parodia hecha por adultos. Pero el boca en boca en redes sociales, un tercer punto que ayuda a Netflix, y el mismo algoritmo me “obligó” a picar el botón de reproducir, encontrándome con algo que me dejó completamente en claro que estaba perdido en las ideas que había hecho en mi cabeza con el nombre de esta serie limitada y con el póster donde se veía a un hombre con astas.

La serie creada y protagonizada por un desconocido Richard Gadd, quien tuvo una pequeña participación en la serie Outlander y también en Humans, nos lleva a través de la retorcida relación del comediante Donny Dunn (Gadd) con Martha (Jessica Gunning), una mujer que la primera vez que la vemos muestra una necesidad de sentirse querida, pero que poco a poco se va transformando hasta convertirse en una acosadora que hará que Donny se sienta vulnerable ante cualquier situación. Al mismo tiempo que tiene que enfrentar una experiencia traumática del pasado que vuelve a su presente derivado de la situación que vive con Martha.

Video
https://www.youtube.com/watch?v=vF4zy5lRiuc

Al principio de la serie se nos informa que está basada en un caso de la vida real, lo cual se vuelve completamente alucinante al paso de los siete episodios que la conforman porque, en lo personal, no podía creer que esta historia de acoso hubiese pasado. Era como si Annie Wilkes, el personaje de Kathy Bates, hubiese saltado de la ficción de Miseria, a esta historia de la realidad, donde curiosamente comparte con Martha una fisonomía de una persona obesa con una personalidad dulce y cariñosa que va envolviendo a la víctima.

Pero Bebé Reno no es solo la historia de un acoso, es la historia de un hombre, cerca de sus 30, que está perdido en la vida y que el acoso de Martha, sin buscarlo ni quererlo, comienzan a despertar en él unas ganas de vivir y afrontar el dolor de su pasado que lo tienen más que en una zona de confort, en una depresión funcional. Donny debe enfrentarse a su identidad personal, a su sueño de vida, a su forma de relacionarse con los demás, a un fatídico suceso que vivió años atrás y a una carga por ser el hijo que sus padres esperan. Es aquí la gran labor del guion que utiliza un dolor, un tormento, para expiar otros.

Crédito: Netflix

Es curioso que llegue en este momento, a unos meses de que estrene la segunda parte del Guasón, ya que en su primer o segundo episodio me recordó a la película original de 2019, porque tanto Donny como Martha parecen personajes desprendidos de la interpretación de Joaquin Phoenix, como si fuesen las dos mitades que componen a Arthur Fleck. Por un lado él queriendo brillar en el mundo del stand-up con una rutina que da pena ajena, y por otro lado ella, una mujer que en su cabeza crea fantasías que ella misma asimila como realidades.

Bebé Reno es una de esas producciones bajo el sello de Netflix que sorprende de su basto catálogo por salirse del molde y apostarle a una historia llena de capas, donde el tema del acoso sirve para revisar muchos más. Sé que el título no es lo más llamativo, pero desde el primer episodio se entiende su origen, lo que no veía venir es que hacia el final de la serie se revela el contexto, y si este viaje comenzó lleno de sorpresa y miedo, termina con un sentimiento de tristeza y culpa que no lo veía venir.

Más en Spoiler Time

Últimos estrenos
JustWatch
Película - 1:56 horas
La Idea de Ti
Amazon Prime Video
Serie - 6 episodios
Todo un hombre
Netflix
Serie - 6 episodios
Star Wars: Historias del Imperio
Disney Plus
Película - 1:37 horas
Sin glasear
Netflix
Película - 1:43 horas
Fiesta en la Madriguera
Netflix
Película - 1:26 horas
Prom Dates
Star Plus