How to Get Away with Murder

Artículo

Esto es lo que SÍ y lo que NO nos gustó del final de la serie

Hace 3 años
Por

La semana pasada llegó a su fin una de las mejores series de ABC y Shondaland: How To Get Away With Murder. Tras seis exitosas temporadas, nos tocó presenciar el viaje final de la abogada Annalise y sus alumnos de la escuela de leyes.

El episodio final, nos entregó sorpresivas muertes, confesiones de amor, separaciones, lágrimas y un cierre definitivo para cada personaje. Y aunque en general nos gustó mucho, hay algunas cosas específicas que definitivamente cambiaríamos.

Por esa razón, acá te contamos que fue lo que sí y lo que no nos gustó del esperado series finale.

Lo que no nos gustó

1 Que Nate se saliera con la suya

Nate venía siendo un personaje odiado por todos los fans desde la temporada pasada. Sobre todo porque culpaba a Annalise de la muerte de su padre y de técnicamente todos los errores de su vida. Por eso, ver que al final no murió ni fue acusado de la muerte del fiscal Miller, quien en realidad no fue culpable de la muerte de su padre, nos hizo enojar mucho. Creemos que no merecía tener un final feliz.

Crédito: ABC

2 Que solo Connor fuera a la cárcel

Por una parte nos gustó que Connor expiara sus “pecados” al ir a la cárcel por cinco años, solo de esa manera se iba a sentir bien consigo mismo después de participar en el asesinato de Sam Keating. Literalmente, lo necesitaba. Connor quería pagar por lo que hizo. Sin embargo, se nos hace injusto que Michaela no fuera a la cárcel también. Y que lograra un nuevo acuerdo a espaldas de él.

Crédito: AMC

3 Que no hubiera más explicación de la relación de Sam y su hermana

La verdad nos hubiera gustado ver más del pasado de Sam Keating, entender cómo fue su infancia y cómo surgió la relación de incesto con su hermana. Si bien hubo guiños de eso en la serie, creemos que fue insuficiente. Por supuesto, no lo perdonamos ni lo justificamos, pero nos hubiera dado un mejor contexto para entender sus motivaciones y también las de su hermana.

Crédito: ABC

4 El pésimo maquillaje del funeral de Annalise

Nos sacó un poco del ambiente ver a Laurel, Connor, Oliver, Michaela y a la propia Annalise con peluca gris y maquillaje poco convincente para demostrarnos que el tiempo pasó en ellos.  Fue un poco risible, la verdad.

Crédito: ABC

Lo que sí nos gustó

1 El discurso de Annalise en su juicio

Annalise demostró una vez más que es el mejor personaje de la serie al pararse frente al jurado y desenmascarase. No solo admitió que era bisexual una vez más, sino que también se mostró como una mujer fuerte, pero a la vez vulnerable. ¡Nos encantó!

Crédito: ABC

2 La muerte de Bonny y Frank

Bonny y Frank habían pasado por muchos momentos traumáticos y dolorosos en su vida, y aunque por una parte deseábamos que fueran felices juntos, también sabíamos que su pasado en algún momento les iba a pesar más y no terminaría bien su relación. Además, su muerte fue muy poética: Frank murió en brazos de Bonny y, a su vez, ella murió en brazos de Annalise.

Crédito: ABC

3 Que Connor y Oliver terminaran juntos

La escena de su rompimiento fue como si nos clavaran una daga en el corazón, pero creemos que su separación era necesaria para que Oliver se diera cuenta de los problemas y culpas que Connor cargaba en sus hombros, los cuales lo estaban destruyendo y no lo dejaban ser feliz. Por eso amamos que al final terminaran envejeciendo juntos, después de que Connor saliera de la cárcel.

Crédito: ABC

4 Que Christoper Castillo siguiera los pasos de Annalise

La serie terminó como empezó, con un abogado enseñando a nuevos estudiantes en la escuela de leyes. Christopher, el hijo de Laurel y Wes, quien fue interpretado por el mismo actor, Alfred Enoch, fue alumno de Annalise y siguió sus pasos como profesor. Eso fue algo que definitivamente nos encantó.

Crédito: ABC

Más sobre
esta serie

Hoy

Suscribirse