El Señor de los Cielos

Artículo

5 Razones que hacen a El Señor de los Cielos el Game Of Thrones latinoamericano

Hace 7 años
Por

No te hagas, estamos seguros que todos ustedes han escuchado o incluso visto la serie de Telemundo llamada El Señor de los Cielos. Esta telenovela… perdón, serie, ha roto los récords de audiencia del país norteamericano e incluso cada día de la semana (se transmite diario) destruye cualquier competencia. Sí, incluso a Game of Thrones o Breaking Bad.

Como saben, todo gira en torno al famoso Señor de los Cielos, conocido en la vida real como Aurelio Casillas, un gran capo mexicano. La historia no es purista, pero le hace muchos guiños de ojos a la historia mexicana actual, lo cual encontramos particularmente divertido.

Sin embargo debemos decirles que la telenovela (ok ok ok… SERIE) es mucho más profunda de lo que parece e incluso nos gustaría mencionar algunos puntos comparativos con Game Of Thrones que seguramente levantara más de una ceja.

1 Es acerca de familias

Sí, aquí también tenemos muchas familias peleando por ocupar el trono del mejor traficante de drogas. No estamos en Westeros pero estamos en una América (sí, esa que incluye a Norteamérica, Centroamérica y Sudamérica) en plena guerra de carteles.

No olvidemos que aquí básicamente se trata de los meros malos VS con los otros meros malos.

2 Es brutal con sus personajes

Inusualmente obscura para ser una telenov… perdón, serie latina.

Durante sus 3 temporadas se ha despachado sin mucho empacho a una gran cantidad de personajes memorables, e incluso nos atrevemos a pensar que igual que George Martin , los guionistas disfrutan eliminando sin aviso a los favoritos del público.

Es refrescante ver que nadie está a salvo.

3 Actuaciones memorables

Más allá de toda lógica convencional, aquí nos encontramos que actores latinoamericanos y americanos le ponen mucho empeño a sus personajes.

Frases o palabras como arre, merca, la vuelta, está dicho, sí o sí ahora forman parte del vocabulario de muchos televidentes.

Sin embargo la actuación de Rafael Amaya como El señor de los Cielos destaca de manera sorpresiva: es fresco, divertido y, sobretodo, memorable.

Dicen nuestros contactos que muchas de las respuestas jocosas las improvisa y eso se nota en la serie. Cumple en lo más importante: un sujeto maligno que tanto quieres que gane como quieres que pierda.

Mención especial para las actuaciones de El cabo (un épico capo colombiano), así como el Güero, un gringo corrupto con mucha actitud.

Al igual que Game Of Thrones, el éxito de esta serie han sido sus apasionadas actuaciones.

4 Finales de temporada de Clifhanger

Existe un club especial de series que pueden darse el lujo de cerrar temporada con un clifhanger de antología (maldita sea Juan Nieveeeeeees).

El Señor de los Cielos en su 3er temporada se atreve a cerrar con una especie de ruleta rusa donde un montón de sus personajes quedan en la cuerda floja. El mensaje es claro: sé que regresaré para la próxima temporada, pero mientras tanto sufran bitches

5 Intensa base de fans

Al igual que Game Of Thrones, los seguidores de esta teleserie (SÍ, mejor teleserie le llamamos) son verdaderamente apasionados: siguen a los actores principales a prácticamente cualquier evento en donde sea (desde inauguraciones de centros comerciales, hasta recaudaciones de fondos). Sólo estamos esperando que se organicen para armar una ÑordelosCieloscon, ahí seguro se pone a temblar la Comicon de San Diego.

Sí, la verdad es que al final nos convertimos en fans de esta serie sobre la marcha, inesperadamente, medio a huevo, pero por más irónico que parezca nos terminó encantando.

Si logran pasar los primeros capítulos, además del lastimoso ritmo de novela se van encontrar una joya que seguramente será un placer culposo. No se preocupen nadie lo tiene que saber, es la típica serie que pueden ver en el baño a ratos, o incluso cuando todos duermen.

Están advertidos, ¡arre!

Más sobre
esta serie

Hoy

Suscribirse